Fin de la racha negativa

La racha de fracasos de los Tigres del Licey ha llegado a su final. Anderson Hernández disparó un triple con los sacos repletos que coronó un espeso rally de seis carreras en el séptimo episodio y el Licey detuvo en cinco su seguidilla de derrotas tras vencer anoche 7-4 a los Leones del Escogido en un partido repleto de alternativas celebrado en el estadio Quisqueya Juan Marichal.

Los felinos, que una vez más habían desperdiciados varias oportunidades de anotar carreras, incluso en dos ocasiones bases llenas sin outs, enviaron en el séptimo a once bateadores al pentágono para marcar su rally, que dejó atrás a cinco fracasos seguidos donde el conjunto tuvo serias dificultades de anotar carreras.

Hernández, quien no inició en el partido e ingresó al mismo en el sexto capítulo conectó su batazo ante Edward Paredes, quien había sustituido a Johan Yan, lanzador que por segunda presentación seguida fue bateado con libertad. Los azules consiguen finalmente un partido de buena ofensiva tras su docena de imparables y la sublevación en el séptimo, pues la historia de las entradas anteriores pintaba a que el choque sería igual a los pasados.

Con su victoria, los azules empatan con el Escogido en la segunda posición del todos contra Todos, ambos exhiben foja de 3- 5. Michael Dimock fue el ganador, Jairo Asencio se anotó el rescate y Yan fue el perdedor. Los azules perdian 4-1 en el séptimo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *