México devuelve a los migrantes a Honduras

Centenares de migrantes centroamericanos que cruzaron el río Suchiate hacia México en su intento de llegar a EU fueron regresados a sus países o se retiraron al otro lado de la frontera el martes después de que fuerzas de seguridad mexicanas les impidieran el paso. Menos de 100 migrantes permanecían en tierra de nadie a lo largo del río que separa a México de Guatemala.
Una caravana de miles de personas partió la semana pasada desde Honduras con la esperanza de que México les permitiera el paso, en un nuevo desafío a la estrategia del presidente Donald Trump de exigir a otros gobiernos que detengan el flujo de migrantes con destino a Estados Unidos.
El secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, dijo que 2,400 migrantes ingresaron legalmente al país el fin de semana. Alrededor de 1,000 solicitaron a México asistencia para regresar a sus países. El resto se encuentran detenidos mientras inician su proceso para pedir refugio en México u obtener permisos temporales de trabajo que los confinarían al sur del país. Otros 1,000 migrantes habían intentado ingresar el lunes ilegalmente, agregó, y al parecer efectivos de la Guardia Nacional y agentes de migración detuvieron a centenares de ellos. Las autoridades migratorias dijeron el lunes por la noche que 500 evadieron la captura.